AlertaTierra. Titulares de noticias - Fenomenos naturales

San Andrés podría registrar un terremoto de gran magnitud

24 de junio de 2016

Los científicos descubren una importante acumulación de tensión sísmica en la falla de San Andrés y advierten que toda esta energía podría ser liberada con un terremoto de magnitud considerable.

Por primera vez en la  historia, los científicos han podido proyectar una imagen mediante ordenador que muestra amplias secciones de California subiendo y bajando alrededor de la Falla de San Andrés. El movimiento vertical es el resultado de la tensión sísmica que finalmente se verá liberada a través de un terremoto de gran intensidad. La Falla de San Andrés es la falla sísmica más grande de California y se considera la falla más peligrosa del estado.

California se encuentra situada en el borde de dos placas tectónicas: la placa del Pacífico y la placa norteamericana, que están en fricción constante. Sin embargo, según las observaciones recientes, el paisaje está subiendo y bajando debido a la tensión sísmica. La región de la falla de San Andrés, entre el condado de Monterrey y el condado Imperial, no se ha movido de forma importante durante más de 150 años, y otras zonas de la falla han estado acumulado tensión durante más de 300 años.

En un estudio, publicado recientemente en el Journal Nature Geoscience, los científicos han encontrado que gran parte de la cuenca de Los Ángeles, el condado de Orange, el condado de San Diego y la zona de Bakersfield, se están hundiendo entre 2 a 3 milímetros al año. Por el contrario, los condados de Santa Bárbara y San Luis, así como una amplia parte del condado de San Bernardino, están subiendo al mismo ritmo. No obstante, las áreas más cercanas a la falla de San Andrés, se encuentran bloqueadas.

Cuando tenga lugar el gran terremoto, las distintas partes del Sur de California, volverán al mismo nivel.

El último gran terremoto en el sur de la falla de San Andrés, de magnitud 7,9, causó la rotura del condado de Monterrey a través del condado de Los Ángeles en 1857. Más al sur, la sección de San Andrés, entre el condado de San Bernardino y el condado Imperial, no ha registrado fisura de gran magnitud desde 1690. Sin embargo, según han explicado los científicos, la zona sur de San Andrés, suele activarse cada 150 años aproximadamente. Por lo tanto, en base a las cifras estadísticas, ya debería registrar un terremoto de gran magnitud.

Sin embargo, desgraciadamente, los científicos admiten seguir sin poder precisar cuándo, dónde y de qué magnitud será el próximo terremoto.