AlertaTierra. Titulares de noticias - Fenomenos naturales

La NASA anuncia que nos encaminamos hacia un reverso de los polos

13 de noviembre de 2015

La NASA anuncia que nos encaminamos hacia un reverso de los polos

La NASA ha anunciado que la Tierra podría estar a punto de vivir un reverso de los polos, lo que le dejaría incapaz de defenderse contra la radiación solar durante 200 años, con consecuencias devastadoras para los humanos.

La Agencia Espacial de los Estados Unidos ha explicado que si tuviera lugar un reverso de los polos magnéticos de nuestro planeta, aumentarían considerablemente los casos de cáncer de piel, sufriríamos apagones electrónicos a nivel mundial, y los fenómenos meteorológicos extremos podrían provocar una extinción de la humanidad.

Los investigadores climáticos creen que estamos en vías de un reverso del campo magnético del

planeta, un evento que ha tenido lugar antes y que dicen causó la extinción de la especie Neandertal.

Según el principal investigador de este tema, de la universidad de Colorado, en Builder, cuando tiene lugar este reverso de los polos, el campo magnético de la Tierra – que evita que los peligrosos rayos solares lleguen a nosotros – quedaría neutralizado durante unos 200 años.

Para este investigador, cuando se produzca el reverso de los polos en la Tierra, no tendremos campo magnético durante unos 200 años. Durante ese tiempo, las explosiones solares entrarán en nuestra atmósfera, como hicieron en Marte hace billones de años, pudiendo causar daños devastadores. Aunque añadió que 200 años no serían suficientes como para que el Sol causara una importante reducción de la atmósfera como para aniquilar la vida en nuestro planeta.

Sin embargo, otros investigadores advierten que el campo magnético es nuestra defensa más importante contra los rayos UV del Sol, y que cualquier pérdida de la defensa podría aumentar el riesgo de cáncer de piel.

Sin un campo magnético adecuado, o significativamente reducido, podrían destruirse nuestras instalaciones globales de comunicaciones, suministros energéticos, e incluso causar incendios y saqueos en las calles.

Otras fuentes extra oficiales han pronosticado que el reverso de los polos provocará un desplazamiento de los continentes, provocando terremotos de gran intensidad, cambios climáticos repentinos, y una destrucción a nivel global.

Según los geólogos, este reverso de los polos suele suceder en la Tierra, siendo el último de hace 780.000 años, durante la edad de piedra.

Para el Director del departamento de Geomagnetismo en el British Geological Survey, durante los reversos de los polos anteriores, no se produjo ningún reverso de los continentes a nivel mundial, ni tampoco desastres a nivel planetario, ya que se lo han confirmado los fósiles y otros datos históricos que han analizado los geocientíficos.

Para la científica Directora del Niemegk Geomagnetic Observatory en el GFZ de Potsdam, en Alemania, no se trata de un reverso de los polos repentino, sino de un proceso lento, durante el cual nuestro campo magnético se debilita y probablemente el campo se hace más complejo pudiendo mostrar más de dos polos durante un tiempo, hasta acumular fuerza y alinearse en la dirección opuesta. Es cuando el campo magnético se encuentra en su momento más débil, cuando estamos en mayor riesgo ante las explosiones solares.

Según un profesor de Geofísica de la universidad de Rochester, las eyecciones de masa coronal suelen tener lugar de forma ocasional en el sol, y en ocasiones se dirigen hacia la Tierra. Algunas de las partículas asociadas con las Eyecciones de Masa Coronal pueden bloquear el campo magnético de la Tierra. Con un campo magnético debilitado, esta protección es menos eficaz.

Otros expertos aseguran que existe una conexión entre los reversos de los polos y las extinciones de especies que han tenido lugar en la Tierra.

Pero, dejando de lado lo que podría suceder o no durante un reverso de los polos, lo cierto es que ya existe una afirmación científica de que nos encaminamos hacia un reverso de los polos, que – según los científicos - podría tener lugar en cualquier momento desde este preciso instante hasta dentro de 1.000 años. Y es cierto que científicamente se ha admitido que nuestro campo magnético se encuentra mucho más debilitado durante los últimos 160 años, y que nos encaminamos hacia un reverso polar importante que podría completarse en 1.000 y 10.000 años.

Ya es seguro. Tendrá lugar un reverso de los polos en algún momento.